Los 9 hits seguidos de la RD

Hoy, los campeones de la Serie Mundial 2016 celebraban desde anoche por todo lo alto con la famosa bebida de la viuda. Y no es para menos, la serie regular, de división, y campeonato se resumió a un partido, y aquí sí vale el dicho “el que gana es el que goza”.

En la Liga Dominicana, los departamentos de operaciones trabajan en busca de nuevas importaciones, ya que luego del primer mes hay viaje sin regreso de algunos jugadores.

Sin embargo, hay fechas de hechos memorables, que por su valor histórico no deben permanecer en el archivo muerto.

En la duodécima Serie Mundial de Béisbol Amateur de 1951 en México, el 3 de noviembre, el equipo de la República Dominicana pegó 20 indiscutibles, nueve de ellos seguidos en la séptima entradas, para aplastar 17×6 a Colombia en la segunda presentación de la escuadra nacional.

Los que batearon los 9 imparables en forma consecutiva fueron Dardo Hermann, Walter James (jonrón), Papo Santos, Rafael Cabrera, Luis Gil, Cunsito Peña, Elpidio Jiménez (pitcher ganador) y Arnulfo –Miñín- Soto.

A Cuba le fue muy bien en la ronda preliminar: terminó con 9-1, la derrota fue por una carrera ante la novena de Puerto Rico.

Venezuela, 9-1; Puerto Rico (7-3) y República Dominicana (7-3). Sin avanzar a la segunda ronda Nicaragua (6-4), Costa Rica (5-5), Panamá (5-5), Colombia (4-6), México (2-8), Guatemala (1-9) y El Salvador (0-10).

Bert Bradford, de Nicaragua, lideró el torneo con .481 de promedio y 25 hits, mientras los dominicanos tuvieron al máximo jonronero con Walter James que fletó 3.

Desde el torneo de 1955-56 hasta 1969-70, la Liga Dominicana de Béisbol (Lidom) daba a conocer la asistencia total pagada. A partir de 1973-74, anunciaba asistencia total con los pases de cortesía. Hoy día, la asistencia a los parques de pelota es un secreto de Estado. En el Listín Diario, del 5 de diciembre de 1920 se informa que en un juego de Licey con el Central Romana pagaron 1,112 fanáticos.

Un día como hoy: En 1989, los Tigres de Licey, apoyados en los bates de Félix José, Bernardo –El Pupo- Brito y Juan – Tito- Bell, derrotaron 5×1 a las Águilas Cibaeñas, con magnífica labor monticular del zurdo Hipólito Peña.

En 1991, las Águilas Cibaeñas derrotan 6×2 a los Tigres del Licey contando con el bateo del cátcher importado Jesse Levis y de los criollos Leo Tejada y Omar Ramírez.



Source: deporte