El Dominican Republic Jazz Festival llega por primera vez a Santo Domingo

SANTO DOMINGO. La extraordinaria contrabajista y cantante de jazz norteamericana Esperanza Spalding (ganadora del Artista revelación de los Grammy Awards 2011) es la gran estrella del DR Jazz Festival de Puerto Plata, que desde hace 20 años se celebra en la zona norte del país, con especial énfasis en Cabarete.

El evento llega este martes, por primera vez a la capital del país, con una fiesta a todo dar en Plaza España desde las 8:00 de la noche.

Su directora María Elena Gratereaux, más delgada que nunca, vestida de rojo, el viernes recababa apoyos todavía en la capital, para un evento que debiera convertirse en uno de los blasones fundamentales de los ministerios de Turismo y Cultura, no solamente por su calidad, por la trascendencia, por los nombres que han pasado por el mismo, sino incluso porque –hablando pragmáticamente– podría ser un modelo de lo que se debe hacer en cuanto a turismo cultural.

“Lo primero es que, este año, el festival está dedicado a la mujer. Todas las agrupaciones están lideradas por mujeres. El objetivo del festival este año es promover la igualdad de género, la erradicación de la violencia contra la mujer. Por eso se ha diseñado un programa donde todas las bandas que participan son con mujeres. Y promover mucho el trabajo social que está haciendo Fedujazz con el programa de música que estamos llevando ahora”, explicó.

“Ya tenemos cinco ensambles desde enero de este año hemos comenzado con los instrumentos de viento (trompeta, saxofón alto y tenor, flauta travesera, clarinete) y hemos tenido mucha motivación con los estudiantes de 3 años a 17 años”, narró el joven músico Jeffrey Casimiro, al frente de ese proyecto de educación musical comunitaria.

Cada viernes de octubre realizaron lo que llamaron “La Pedro Crisante en jazz”, un proyecto de promoción del género musical con bazar, estatuas vivas, y presentaciones de esos ensambles, así como el de la Casa de Cuerdas en una de las calles principales de Sosúa. El pasado viernes cerró esa etapa de pre-calentamiento con un concierto del grupo Maniel y los profesores de Fedujazz. Así mismo se inauguró la exposición de Adolfo Fariontong, identidad gráfica y visual de estos veinte años de festival, donde se exponen diseños, gafetes,algunas obras, fotografías de las personalidades que han estado en el evento, entre otros detalles.

Según Gratereaux, hay un mayor acercamiento del público local al género. “Entiendo que se ha ido educando al público y la gente entiende”, manifestó.

Artistas de estados Unidos, Israel, Chile y república Dominicana prometen celebrar como se merece, –buena música– los 20 años de un festival que vale la pena respaldar.



Source: Farandula