Estragos en Asia por ciberataque en medio de peticiones de mayor seguridad

REDACCIÓN INTERNACIONAL. Asia sufrió hoy nuevos estragos por el ciberataque mundial, con más de 200.000 afectados en 150 países desde el viernes pasado, y en medio de las recomendaciones de los expertos para que se refuerce la seguridad y el anuncio de China sobre una nueva versión del virus.

Esa mutación del virus WannaCry, descubierta en China, ha conseguido burlar allí las medidas implantadas tras el primer ataque, que ya ha afectado a unas 30.000 empresas e instituciones educativas del país.

De hecho, el experto informático del Reino Unido que consiguió inhibir el ataque horas después de su inicio advirtió de que nuevas versiones del virus se propagarían con bastante probabilidad este lunes.

Ante esta situación, Pekín ha alertado de los “desafíos sin precedentes” a la seguridad informática causados por el “ransomware”

WannaCry, que limita o impide a los usuarios el acceso al ordenador o a ficheros a menos que paguen un rescate,

En un comunicado de la Administración del Ciberespacio, el Departamento de Seguridad Pública de Pekín y la Comisión Municipal de Economía y Tecnología de la Información de Pekín, se afirma que no puede evitarse una mayor propagación de este programa maligno.

A falta de datos oficiales concretos en China, un análisis de la compañía de antivirus Qihu 360 cifró en miles los ordenadores infectados, en concreto 29.372 de compañías u organismos oficiales (sobre todo en las provincias orientales de Jiangsu y Zhejiang), de ellos 4.341 de instituciones educativas, las más perjudicadas.

También se han visto afectados hospitales, estaciones de tren, universidades, oficinas gubernamentales y de correos o gasolineras.



Source: Noticias del Mundo