Policías canadienses acusados de explotación sexual en Haití evitan sanciones

TORONTO (Canadá). Dos policías canadienses acusados de la explotación sexual de mujeres haitianas mientras formaban parte de la misión de paz de la ONU en el país caribeño, no serán castigados al jubilarse de forma anticipada.

La radiotelevisión pública canadiense, CBC, informó hoy que los dos agentes de la Policía de la provincia francófona de Quebec, cuya identidad no ha sido revelada, se jubilaron poco antes de que se celebraran investigaciones internas por su acciones en Haití.

En uno de los dos casos, el sargento acusado de mantener relaciones sexuales con una prostituta haitiana, estuvo suspendido con sueldo durante dos años.

En el otro, el agente fue acusado de amenazar y pelearse con una prostituta por el precio de sus servicios.

En ambos casos, los dos policías recibirán su pensión completa y ninguno encarará sanciones.

En caso de haberse celebrado la investigación disciplinaria por sus acciones, los dos agentes pudieron ser despedidos de la Policía de Québec, suspendidos o degradados, lo que hubiera afectado a sus pensiones.

Las regulaciones canadienses prohiben a los integrantes de la Misión de Estabilización de la ONU en Haití de Canadá mantener relaciones sexuales con la población local.

Un informe de la ONU dado a conocer en 2015 detalló los problemas de explotación y abusos sexuales cometidos por las fuerzas que integran las misiones de paz del organismo internacional en Haití y otros países.

El informe destacó la cultura de impunidad que existe a la hora de lidiar con abusos cometidos por personal de las misiones de paz.



Source: Noticias del Mundo