Publicación de periódico español sugiere que ataque a vasco en Bella Vista fue por comercio de aceite

SANTO DOMINGO. José Ignacio Bilbao Mezo (Iñaki), el español que falleció el pasado primero de septiembre tras ser tiroteado en Bella Vista, habría sido atacado por asuntos referentes al comercio de aceite de oliva en el país, según recoge hoy una publicación del diario español ABC.

El pasado 19 de agosto, Bilbao salió de su casa. Dos jóvenes que iban a bordo de una motocicleta efectuaron cinco disparos a su vehículo, sin llevarse alguna pertenencia de la víctima.

La información de ABC indica que el español se ganaba la vida distribuyendo en la República Dominicana aceite de oliva y conservas españolas.

“Solo unos días antes del atentado contra Iñaki, fue detenido en Santo Domingo Julio Mateos, más conocido como ‘el Dioni de Almensilla’. El sevillano más buscado de los últimos tiempos había huido en mayo de 2015 tras provocar un desfalco de 3,9 millones de euros que pertenecían a 600 familias”, indica el periódico.

La información prosigue reseñando que “El Dioni de Almensilla” vendía aceite de mala calidad, incluso tóxico, como si fuera virgen extra.

El empresario vizcaíno –dice ABC-, harto de que sus clientes le dijeran que otros vendían aceite virgen extra español a mitad de precio, mandó analizar una botella de la competencia.

“Las conclusiones del laboratorio de la Dirección General de Aduanas están en el documento que hoy revela ABC y son tajantes: ‘Un aceite de mala calidad. Además presenta un alto contenido de grasas trans, las cuales son dañinas para la salud’. Envió el documento a sus clientes, a los que les decía ‘¿veis?, este aceite no es como el mío’ ”, indica el periódico.

La historia de la ABC señala que, según supo ese diario, Iñaki puso esos hechos en conocimiento de las amistades que tenía en las fuerzas de seguridad, uno de ellos un general del Ejército dominicano. “El Dioni de Almensilla” fue arrestado y se comprobó que estaba en el país en situación irregular.

“Además, las autoridades dominicanas vieron que sobre Julio Mateos pesaba una orden de busca y captura de Interpol. Fue extraditado a España y puesto a disposición de nuestras autoridades en el aeropuerto Adolfo Suárez, el pasado 16 de agosto”, agrega el periódico.

El medio español apunta que solo tres días después, los dos sicarios tirotearon a Bilbao.

“Entre los amigos del vasco, incluido un policía, apuntan a un misterioso italiano, socio del “Dioni de Almensilla”, que no fue arrestado y que es “el que más tenía que perder” con las denuncias de Iñaki”, afirma.



Source: Noticias